“COLCOB imparable”:

Formación para el talento, Guía de Buenas Prácticas, auto-regulación y certificación como industria especializada, son pilares estratégicos que de la mano de nuestros asociados, se han podido implementar para el beneficio y fortalecimiento de la industria.

Gloria Urueña Directora Ejecutiva de COLCOB, conversó con la revista Ciclo de Riesgo, quien juega un papel fundamental para la industria; en cuyo espacio dialogaron sobre los desafíos y logros que la asociación ha alcanzado para los asociados, con el fin de fortalecer, dignificar y profesionalizar nuestro sector.


Compartimos este interesante artículo de la Revista Ciclo de Riesgo que resalta la labor realizada y que nos hace sentir honrados del impacto que cada uno de ustedes ha logrado para la industria de la mano de la asociación y de cada uno de los alcances que tenemos para el 2020.

 Colcob, imparable FRENTE A LOS RETOS Y DESAFÍOS DE LA INDUSTRIA DE LA COBRANZA

Fundada en 2008, Colcob, la Asociación Colombiana de la Industria del Crédito y la Cobranza, avanza decidida en su tarea de continuar fortaleciendo, profesionalizando y dignificando una industria que se reinventa día tras día, y avanza imparable frente a los retos y desafíos que imponen los nuevos entornos socio-tecnológicos. Gloria Urueña, su Directora Ejecutiva y alma de esta consolidación de industria, nos acompañó en el Open Collections Coffee el pasado mes de agosto, para conversar sobre esos pilares estratégicos que orientan su actuar gremial:


Hablemos de esos logros conseguidos por la Asociación en este caminar de diez años: “Desde el gremio, de la mano de todos los asociado, le hemos dado el nivel que esta industria merece y el reconocimiento que merece. Nos falta un gran camino por recorrer, pero hay señales que nos indican que vamos por el camino correcto, por ejemplo, cuando estábamos firmando los Pactos por el Crecimiento el pasado 5 de agosto, con el gran empresariado del país, con todos los ministros, con el presidente, el hecho de que Colcob, el gremio nuestro, apareciera reconocido en estas grandes ligas, nos tiene que llenar de orgullo, y nos tiene que llenar de orgullo porque es reconocer esa labor que se hace tras bambalinas, pero que es clave para la salud financiera de los colombianos y la salud del sistema financiero. Cuando yo empecé en esta industria, estábamos como en la parte de atrás de las entidades financieras y hoy somos la parte estratégica de las entidades financieras, y yo diría que la parte con mayor vocación comercial”.

 


¿Cuáles son esos focos estratégicos del actuar gremial? “Inspirado por cuatro pilares estratégicos, Colcob en estos diez años se ha dedicado al fortalecimiento de esta industria a través de lo que más siente la industria, ¿y qué es lo que más siente la industria?, la profesionalización de sus organizaciones, y de su talento humano como nuestro primer pilar estratégico. Tenemos ya más de 10.000 personas impactadas en formación transversal a todas las organizaciones. Dentro de esta profesionalización, hemos logrado que nuestros asesores tengan una certificación en el saber hacer, en su día a día y que esto les otorgue un título. Este es un camino que se ha recorrido de la mano del Sena, como único certificador de normas de competencia laboral para nuestro talento. ¿Qué buscamos con esto? generar una dinámica en la industria de desarrollo y retención de ese talento, y de su escalamiento dentro de las organizaciones, y que esta labor sea reconocida como una profesión, empoderando a quien está en el día a día atendiendo al cliente con dificultades. En eso se ha esforzado Colcob, ayudando a sus aliados a desarrollar ese talento, a certificarlo, capacitarlo y que sea reconocido; que ellos sientan apego por la actividad y que no resulte una actividad de paso. Este pilar resulta ser nuestra columna vertebral.

Otro de nuestros pilares en la Data. Sin data en la industria sería muy poco lo que podríamos hacer para medirnos. Ha sido también un proceso complejo porque no ha todo el mundo le gusta dar información de sus organizaciones, pero creo que la mayoría lo han entendido y hemos hecho un sin número de estudios. Por ejemplo, adecuamos unos indicadores para medición el talento humano partiendo desde la forma misma de producir esos indicadores, eso lo hacemos a través del comité de talento humano, donde compartimos al rededor del qué le duele a la industria, lo que siente la industria y las mejores formas de desarrollar a ese talento.


Dentro del tema de gobierno corporativo, otro pilar clave para la industria es la autorregulación. Colcob sacó de la mano de los empresarios de la industria, una guía de mejores prácticas para la actividad, la que es de obligatorio cumplimiento para los asociados. Esa guía la adoptó la Superintendencia Financiera hace ya dos años como una recomendación para las entidades crediticias.


Para nosotros fue muy halagador cuando Beatriz Londoño, la Superintendente de Protección al Consumidor expresó: “a mí no me preocupan las entidades que están dentro Colcob, a mí me preocupan las que no están”. Por su parte, este año la Superintendencia Financiera hizo un recorrido por las entidades vigiladas mirando cómo están aplicando esa guía. Ahora viene el segundo paso: nos vamos a certificar. Teniendo en cuenta que no hay una certificación que nos aplique a nosotros como industria especializada, entonces estamos trabajando es esos indicadores referenciales para poder nosotros mismo, como industria, certificarnos. Estos son nuestros pilares básicos en los que trabaja Colcob, que constituyen su mayor aporte y valor agregado a los asociados”.

 

¿Cuáles serían esas competencias que no pueden faltar en el talento humano de un área de cobranza? “Sin duda competencias blandas y es en lo que más nos hemos esforzado y creo que vamos a lograr que el Sena nos apoye en formación de competencias blandas. Tradicionalmente el Sena se ha dedicado a la parte técnica, y la parte técnica realmente la adquiere cualquier persona; pero las competencias blandas no. Nosotros necesitamos habilidades como la empatía, personas que tengan buena escucha, que tengan habilidad para llegarle al cliente. Con el auge de la robótica y la transformación digital, los empleos no se van a acabar, pero urge desarrollar nuevas habilidades en ese talento y ese talento es el que va a tener que resolver las cosas que la inteligencia artificial no resuelve, porque no tiene capacidad cognitiva para hacerlo; el que lo puede hacer es el individuo. Entonces yo diría que es todo eso lo que enmarca las competencias blandas”.

 

¿Cuál es el alcance de la certificación? “Este año estamos certificando 1.200 personas. Es una certificación en el saber hacer y no tiene costo para nuestros asociados, es un proceso operativo que se hace de la mano del Sena. A eso le estamos trabajando, a desarrollar esas nuevas habilidades. Vamos a evolucionar y ahí es el momento donde la banca y los originadores van a necesitar ese talento nuestro, certificado y evolucionado. 1.200 puede ser abajo aún, pero creo que eso va trayendo una dinámica, y esa es la invitación que les hago. Entremos todos en esta dinámica porque es lo único que va a hacer que esta industria tan valiosa siga sobreviviendo y siga siendo reconocida y avance mucho más, pero con ese reconocimiento de valor no solamente económico, sino de la labor que hacemos”.


Revista Ciclo de Riesgo

Descargue aquí el PDF.

Modificado por última vez en Miércoles, 11 Diciembre 2019 01:28

Boletín de Noticias

News letter